Oferta

Te vendo el corazón,
te lo remato
en lo que creo que vale;
dame un millón de besos
de tus labios,
mil miles de caricias
de tus manos
y otro millón de tus miradas tiernas
que iluminen mi vida,
con eso me conformo;
y te lo oferto
en fáciles abonos,
lo puedes ir pagando
día tras día,
tu dices si lo compras
aunque, quieras o no,
te pertenece;
ya endosé la factura con tu nombre.

Óscar Pedraza

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s