A veces

A veces tu recuerdo,
visitante nocturno
que de noche aparece
cargado de añoranzas,
me revive episodios de ternura,
cuando éramos felices
y el calor de los besos mantenía
la flama del amor;
a veces tu recuerdo
revive el desamor,
malhechor silencioso,
que llegó subrepticio
como sombra maligna
y nubló nuestra dicha;
a veces tu recuerdo me hace daño
y le cierro las puertas pues prefiero
recordarte en mi vida como reina
y no como tirana.

Oscar Pedraza

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s