Solo tú

Te recuerdo estas tardes
de cuaresma obligada
sin tocarte, sin verte,
sin gozar de tus besos,
urgente de caricias,
hambriento de tu piel;
hoy a solas conmigo
diálogo con tu sombra
y te imagino sola,
igual que yo, en tu cama
y quiero confesarte,
por si no lo sabías,
que besé muchas bocas,
prodigué a manos llenas,
atrevidas caricias,
hice una y mil locuras
antes de conocerte,
pero a nadie, lo juro,
le compartí mis sueños,
únicamente a ti.

 

Óscar Pedraza

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s