Invocación

Rendido el corazón, brota de mi alma

un canto de tristeza que me abate,

siento desfallecer en el combate

de voluntad y corazón que te ama.

 

Me has impuesto que calle mis amores,

que deje de quererte, mi adorada,

es imposible contener la lava,

cuando el volcán arroja sus hervores.

 

Mi férrea voluntad, yace abatida

el corazón se goza en su quimera,

espera ansioso restañar la herida,

con los besos de tu boca tempranera.

 

Adán Azuara Espinoza (Platón Sánchez, Ver 1912 – Tampico, Tamps 2011) Inició como empleado de correos a los 21 años y posteriormente fue telegrafista a partir de 1937 empezando en la oficina de San Andrés Tuxta (Veracruz), Huejutla y Chapulhuacán (Hidalgo). En 1949 llega a la oficina de telégrafos de Tampico. Sus influencias fueron  Salvador Díaz Mirón y Federico García Lorca. Recopiló sus poemas inéditos en 1960, de esta obra solo existen dos copias.

Anuncios

Un comentario sobre “Invocación

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s